Leer Juntos

 Ayer tuvimos el honor de que nos visitara la escritora Magdalena Lasala, para comentarnos su libro La casa de los dioses de alabastro. Con ella pudimos adentrarnos en las calles y palacios de la Zaragoza renacentista, que rivalizaba en el siglo XVI en esplendor y belleza con Florencia. El bello palacio que Gabriel Zaporta hizo construir como tributo al amor que sentía por su esposa, Sabina Santangel, es el centro de una historia en la que el amor apasionado, la crueldad de la Inquisisción, los ataques de Felipe II al orgullo zaragozano y los misterios que esconde la adoración al Pilar, se entremezclan de una manera magistral para hacernos revivir aquellla apasionante época de nuestra querida ciudad.